¿Por qué los aviones de Boeing son nombrados con 7? Y ¿Por qué los aviones de Airbus son nombrados con 3?

Seguramente es una duda que tenías desde hace mucho tiempo, el porqué de la designación en la nomenclatura de los dos mayores fabricantes de aeronaves en el mundo. ¿Qué significan en realidad?

La empresa Boeing tiene como característica llamativa que todos sus aviones de fabricación para transporte de pasajeros tengan “7” como inicio de la nomenclatura. Lo cierto es que este número es solo un código que se le ha asignado a este grupo de la fabricación de Boeing, dentro de la empresa los ingenieros usan diferentes códigos como identificativo para poder diferenciar los tan variados vehículos que Boeing mantiene en la línea de producción. La designación de códigos es la siguiente:

  • 100 usado en la nomenclatura para aeronaves de los primeros modelos de la marca, más específicamente en sus aviones biplanos.
  •  200 para aeronaves que en su diseño inicial eran biplanos, pero se produjeron como monoplano.
  • 300 y 400 para aviones a hélice de uso comerciales.
  • 500 para aeronaves con motores turboalimentados.
  • 600 para misiles y cohetes.
  • 700 para aeronaves de transporte de pasajeros propulsadas por motores a reacción.
  • 800 no tiene asignación.
  • 900 para su línea de producción de embarcaciones (aunque no lo creas, Boeing ha fabricado embarcaciones tanto para fines de transporte de pasajeros y militares).

Pero ¿Por qué todas las nomenclaturas de Boeing terminan con “7”? Para responder esta pregunta primero debemos repasar el inicio de la era Jet para Boeing.

El primer avión jet producido por la marca americana empieza con el prototipo 367-80, posterior a su etapa de pruebas Boeing necesitaba asignarle un nombre al modelo de producción, como menciona párrafos anteriores Boeing había designado el código 700 para sus aviones propulsados por motores a reacción, y como este sería el primer avión con estas características que producía Boeing se tenía planificado mantener dicho código. Sin embargo, el equipo de marketing de Boeing creía que el nombre del avión debía de ser más atractivo dado la importancia que significaba para la marca, entonces sugirieron la fórmula mágica del 707, suena mucho más atractivo, comercialmente hablando, en ingles seria “Seven-Oh-Seven”.

A partir del lanzamiento del Boeing 707 la marca decidió mantener la fórmula 7-X-7 para sus futuras aeronaves civiles propulsados por motores a reacción, para así mantener cierta afinidad en las diferentes familias que luego se fuera a producir.

Sigamos con la clase de historia, pero ahora haciendo foco en Airbus. Durante fines de la década de 1960 e inicios de 1970 cuando Airbus había desarrollado que su primera aeronave de pasajeros en salir a producción sería un avión de fuselaje ancho (wide body aircraft, en inglés) al momento de hacer la selección del nombre no hubo tanto debate como en el caso de Boeing. La aeronave recibió el nombre de A300, “A” significa Airbus y 300, era la capacidad de pasajeros que se tenía planificada inicialmente para esa aeronave.

A Airbus le pareció muy atractivo el nombre y para mantener cohesión, al igual que hizo Boeing, en los futuros modelos decidió mantener la formula “A3XX” en su línea de aviones de pasajeros, aunque en los demás modelos el numero posterior a la vocal ya no significaría la capacidad de pasajeros de la aeronave.

Artículo redactado por: Rafael Paccieri F.

⬇¡Aumenta tu conocimiento!⬇


Entradas Relacionadas

Últimas Entradas

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Primeros pasos